Inicio
 
El juguete de plomo Imprimir E-Mail
viernes, 21 de septiembre de 2007

Por la Dra. Corina Schavartzapel 

A mediados de agosto fue advertida la presencia de concentraciones tóxicas de plomo en juguetes fabricados en China y comercializados por la empresa Mattel Inc. Las noticias mencionan cifras elevadas de juguetes, del rango de millones, que están siendo retirados a nivel mundial, por lo que la mayoría de estos ya no se encuentra en las salas de venta.


El presidente de la Cámara Argentina de la Industria del Juguete, Norberto García,se mostró “sorprendido” ante el nuevo comunicado de Mattel. Y manifestó asombro por la falta de controles de calidad de la firma.

El desconcierto que provoca la noticia es considerar como novedad el peligro que entraña la presencia de sustancias con concentraciones tóxicas de plomo en los juguetes. Ya en la década del 90 se señalaba en los textos de toxicología médica como un problema lejano, como lo revela la siguiente cita: “En los niños era la fuente accidental más frecuente en años pasados, el contacto con juguetes como los soldaditos de plomo”.

Estos soldaditos de plomo constituían una fuente accidental en aquellos niños que padecían un trastorno psicológico denominado “hábito de pica”. Esta práctica se refiere a la conducta de lamer objetos extraños o comer sustancias no nutritivas. Este comportamiento se considera un trastorno de la alimentación en el segundo año de vida que generalmente remite en la niñez pero puede persistir hasta la adolescencia.

La compañía Mattel Inc no hizo comentario alguno sobre los controles de calidad que debe cumplir la empresa, antes del lanzamiento del producto, teniendo presente los conocimientos médicos y las técnicas de laboratorio disponibles para la vigilancia de los juguetes. El grupo sólo informó que ya había realizado un tercer decomiso masivo de los juguetes que contenían niveles excesivos de plomo en el verano boreal, y reconoció que los juguetes fabricados en China contenían cantidades excesivas de pintura con plomo y otros elementos riesgosos. Frente a este hecho, el gobierno chino lamentó lo ocurrido pero desvió el problema al vincular las acusaciones con un acto de “guerra fría “comercial. Lo cierto es que la administración china tampoco expuso los resultados de los controles analíticos de la materia prima utilizada y del juguete elaborado, sólo manifestó una ofensiva lucrativa por parte de la competencia.

De igual modo que el Sr. Norberto García, todos estamos consternados. La empresa Mattel Inc. es una de las más poderosas del juguete en el mundo y sorprende que tenga que enfrentar este tipo de problemas y que no tenga los controles adecuados perfectamente desarrollados. Respecto de la Argentina, la empresa había comunicado que no había juguetes de esa partida en el país y recordó que “el laboratorio de la cámara hizo el estudio correspondiente a esos juguetes”, tal como encomendó la Secretaría de Defensa del Consumidor y “se comprobó que esos productos de la partida que vino a la Argentina no contenía niveles de toxicidad de plomo”.

Sin embargo, en los primeros días de septiembre la empresa Mattel solicitó a los compradores la devolución de uno de los productos de la marca Barbie, vendida en la Argentina entre julio y agosto, por contener en su pintura niveles de plomo no permitidos. Se trata de 46 carteritas incluidas en un set de la marca Barbie

Fuentes

Este metal está presente en el universo en todos los suelos y plantas. Combinado con otros elementos forma parte de minerales. El plomo metálico se emplea, entre otros usos, en la fabricación de municiones, en el revestimiento de cable eléctricos, en materiales expuestos a la intemperie, en las placas de baterías, en pigmentos para pintura, en el esmaltado de cerámica.

La razón de los niveles elevados de plomo en el aire, en el suelo, en los alimentos y en la sangre de los individuos, sobre todo, de zonas urbanas se debe a que también forma parte de numerosos compuestos como los utilizados en antidetonantes y aditivos de naftas.

Los oficios de mayor riesgo por su exposición son las fundiciones de plomo, la fabricación de baterías, las industrias de las cerámicas, los soldadores, el empleo de las antiguas linotipias en las imprentas 

Las fuentes accidentales de la intoxicación son los alimentos enlatados cuyas soldaduras se ponen en contacto con vinagre, por ejemplo en algunas conservas de verdura. Otra fuente accidental, como lo manifesté más arriba son los juguetes que pretendía ser un origen superado hasta las actuales noticias sobre los productos distribuidos por Mattel.

El metal y sus compuestos generalmente ingresan por vía inhalatoria a través de los pulmones, y por la vía digestiva. En los niños pequeños la absorción intestinal es de hasta un 40%. Es necesario tener presente que en los individuos con niveles bajos de hierro, calcio y zinc aumenta la absorción del plomo.

Intoxicación 

Como ya fue expresado, el efecto tóxico del plomo es un tema conocido hace ya mucho tiempo, y es casi impensable que los responsables de la fabricación de juguetes no tengan presente las consecuencias graves que produce en el organismo de los seres vivientes (satur nismo).

El plomo absorbido circula a través de la sangre y se deposita en el organismo en dos compartimientos: uno, denominado tejidos blandos, formado por la médula ósea, el sistema nervioso central, hígado, riñones, bazo; el otro llamado tejidos duros constituidos por los huesos, pelos, uñas, dientes.

Como hay un movimiento dinámico entre los dos compartimientos el calcio de la matriz ósea es reemplazado por el plomo. Es en los huesos donde se concentra el 90% del plomo corporal. Pero cuando este depósito se llena, aumenta en forma exponencial la concentración de plomo en los tejidos blandos y es allí donde se producen los efectos tóxicos. Los más graves son el resultado del plomo sobre el encéfalo -sistema nervioso central- y sobre el sistema nervioso periférico afectando a los miembros superiores e inferiores. 

Además, el plomo tiene una acción directa sobre la síntesis de la hemoglobina del sujeto.

La hemoglobina es la sustancia fundamental en el proceso respiratorio. Esta sustancia vital está integrada por una proteína compleja y una sencilla sustancia orgánica, el hemo, que contiene el hierro.

La proteína llamada globina, está integrada por tres pares de cadenas de aminoácidos (unidad estructural de las proteínas) que se pliegan en forma de un ovillo. Este estuche tiene una grita en la parte superior donde se ubica el hemo. La imagen del conjunto estaría representando al hemo como un botón, sosteniendo al hierro, dentro del ojal formado por la proteína plegada. 

Como una de las funciones primordiales de la hemoglobina, contenida en los glóbulos rojos, es la de transportar el oxígeno desde los pulmones a los tejidos, y el dióxido de carbono (anhídrido carbónico) en sentido inverso, su elaboración es trascendental.

Por la presencia del hierro, la hemoglobina tiene gran afinidad por el oxígeno y, posee además la cualidad de cederlo con facilidad a los tejidos. Pero esta afinidad de la hemoglobina por el oxígeno se ve afectada por diversos factores, uno de ellos es la intoxicación por plomo.

¿Qué sucede en esta circunstancia? No se forma el sencillo compuesto orgánico, denominado Hemo porque aparece la dificultad en la incorporación del hierro que tiene que transportar el oxígeno para mantener la vitalidad de los tejidos. Las enzimas que facilitan y cooperan en la biosíntesis del Hemo son inhibidas por el plomo. Como consecuencia disminuye la hemoglobina en los glóbulos rojos y se instala la anemia hipocrómica, por presentar menor cantidad de glóbulos rojos y de aspecto pálido, debido a la reducción en la concentración del Hemo; pigmento responsable del color rojo de la sangre.

CONCLUSIÓN

La prevención es la conducta más adecuada para proteger el efecto tóxico del plomo.

Por lo tanto los responsables de las industrias y empresas que operan con sustancias que contiene plomo deben tomar todas las precauciones necesarias para mantener la concentración del plomo en el aire inferior al límite de exposición. También la acumulación del plomo tiene que ser considerada como un factor perjudicial del medio ambiente. Y no se debe permitir que los niños jueguen con juguetes de plomo.

Es una verdad de Perogrullo que la locución de la palabra plomo no sólo se asocia con los soldaditos de plomo sino también con la muerte provocada por balas reales de plomo disparadas por los soldados de carne y hueso. La relación del vocablo plomo con lo pesado, cargado y con las desdichas que sufre la humanidad, por las guerras interminables, no parecen estar incorporadas en el programa comercial de empresas poderosas. 

 
< Anterior   Siguiente >

Ediciones

Edicion 4524
9 de mayo de 2014
22 de febrero de 2013
31 de agosto de 2012
14 de agosto de 2012
10 de agosto de 2012
31 de julio de 102
13 de julio de 2012
20 de junio de 2012
2 de junio de 2012
25 de mayo de 2012
11 de mayo de 2012
22 de abril de 2012
6 de abril de 2012
16 de marzo de 2012
24 de Febrero de 2012
27 de enero de 2012
30 de diciembre de 2011
16 de diciembre de 2011
25 de noviembre de 2011
11 de noviembre de 2011
21 de octubre de 2011
23 de septiembre de 2011
26 de agosto de 2011
05 de agosto de 2011
22 de julio de 2011
8 de julio de 2011
24 de junio de 2011
10 de junio de 2011
27 de mayo de 2011
13 de mayo de 2011
30 de noviembre de 2010
15 de noviembre de 2010
1 de octubre de 2010
17 de setiembre de 2010
3 de setiembre de 2010
20 de agosto de 2010
9 de julio de 2010
25 de junio de 2010
11 de junio de 2010
28 de mayo de 2010
14 de mayo de 2010
30 de abril de 2010
16 de abril de 2010
2 de abril de 2010
19 de marzo de 2010
5 de marzo de 2010
19 de febrero de 2010
22 de enero de 2010
8 de enero de 2010
25 de diciembre de 2009
11 de diciembre de 2009
27 de Noviembre de 2009
13 de noviembre de 2009
30 de octubre de 2009
16 de octubre de 2009
2 de octubre de 2009
18 de setiembre de 2009
4 de setiembre de 2009
21 de agosto de 2009
7 de agosto de 2009
24 de julio de 2009
10 de julio de 2009
26 de junio de 2009
12 de junio de 2009
29 de mayo de 2009
15 de mayo de 2009
1 de mayo de 2009
17 de abril de 2009
3 de abril de 2009
13 de marzo de 2009
27 de febrero de 2009
13 de febrero de 2009
30 de enero de 2009
19 de diciembre de 2008
12 de diciembre de 2008
5 de diciembre de 2008
21 de noviembre de 2008
14 de noviembre de 2008
7 de noviembre de 2008
31 de octubre de 2008
24 de octubre de 2008
17 de octubre de 2008
26 de setiembre de 2008
19 de setiembre de 2008
12 de setiembre de 2008
5 de setiembre de 2008
29 de agosto de 2008
15 de agosto de 2008
8 de agosto de 2008
1 de agosto de 2008
25 de julio de 2008
18 de julio de 2008
4 de julio de 2008
27 de junio de 2008
20 de junio de 2008
6 de junio de 2008
30 de mayo de 2008
23 de mayo de 2008
16 de mayo de 2008
9 de mayo de 2008
2 de mayo de 2008
18 de abril de 2008
11 de abril de 2008
4 de abril de 2008
28 de marzo de 2009
21 de marzo de 2008
14 de marzo de 2008
7 de marzo de 2008
22 de febrero de 2008
15 de febrero de 2008
8 de febrero de 2008
1 de febrero de 2008
18 de enero de 2008
11 de enero de 2008
4 de enero de 2008
21 de diciembre de 2007
14 de diciembre de 2007
7 de diciembre 2007
30 de noviembre de 2007
23 de noviembre de 2007
16 de noviembre de 2007
9 de noviembre de 2007
2 de noiembre de 2007
26 de octubre de 2007
19 de octubre de 2007
12 de octubre de 2007
28 de setiembre de 2007
21 de setiembre de 2007
7 de Setiembre de 2007
31 de Agosto de 2007
24 de agosto de 2007
17 de agosto de 2007
3 de agosto de 2007
27 de julio de 2007
20 de julio de 2007
13 de julio de 2007
6 de julio de 2007
29 de junio de 2007
15 de junio de 2007
8 de junio de 2008
1 de junio de 2007
25 de mayo de 2007
18 de mayo de 2007
11 de mayo de 2007

© 2018 Mundo Israelita