Inicio
 
Jerusalem Dorada Imprimir E-Mail
lunes, 18 de julio de 2011
(“Ierushalaim shel zahav”, canción de Naomi Shemer)

Por Flora Moisín

Mencionada en muchas oraciones (tefilot) de los shabatot y las fiestas, cantada en poesías y canciones de todas las épocas, Jerusalem fue, es y será la ciudad sagrada tanto para los hebreos (capital única e indivisible) como para los cristianos (por la muerte y el sepulcro de Jesús). Para los musulmanes, en cambio, si bien no aparece en su libro básico, el Corán, ni en los textos que aluden a las ciudades consideradas ‘santas’, como La Meca y Medina, esta condición sacra surge de la ‘leyenda’ que relata la ascensión de Mahoma en ese territorio. Desde entonces, los mahometanos reivindican a esta ciudad como ligada a su historia.

La decisión de instituir un Día de Jerusalem (Iom Ierushalaim) para recordar a la ciudad refleja el sentimiento del pueblo de Israel, que festejó con regocijo la reunificación de nuestra querida capital. Por esa acción, el Muro de los Lamentos (Kotel Hamaaraví), ubicado en la parte ‘antigua’ de la ciudad (único testigo de la destrucción del Segundo Templo por los romanos), volvió a ser parte de nuestro país. Esto da la pauta de la importancia fundamental que asume esta metrópoli no sólo para los judíos habitantes de Israel, sino para todos los judíos del mundo.

De hecho, en el día más sagrado de las festividades de Iamim Noraim (Iom Kipur), todos los presentes en el templo cantamos al final: “Le shaná abá be Ierushalaim” (el año próximo en Jerusalem), pues decir su nombre simboliza todo el país. En la diáspora, a lo largo de cientos de años, se siguió expresando de esa manera el deseo de regresar a la Tierra prometida.

Un ejemplo de la unión indisoluble del pueblo judío con esta urbe ‘santa’ se da cuando culmina toda ceremonia de casamiento judío (jupá). En ese instante, el novio dice una oración para que nunca se olvide la destrucción de los Templos: “Im eshkajej Ierushalaim tishkaj iemini…” (‘Si me olvidare de ti, oh Jerusalem, olvide mi diestra su habilidad…’). Es la palpable demostración de que el judío, aun en momentos gratos, no olvida que luego de la destrucción del Segundo Templo, sobrevinieron situaciones tan angustiantes como la diáspora, entre otras. Por eso, para todo el pueblo judío, Jerusalem sigue siendo un foco central de nutrición espiritual, y un lugar al que siempre ansían volver. De ahí el título de este homenaje a Ierushalaim: como lo cantara su autora, es una ciudad dorada porque irradia una luz tan poderosa que llega a los confines del mundo.

¡Am Israel jai!
 
< Anterior   Siguiente >

Ediciones

Edicion 4524
9 de mayo de 2014
22 de febrero de 2013
31 de agosto de 2012
14 de agosto de 2012
10 de agosto de 2012
31 de julio de 102
13 de julio de 2012
20 de junio de 2012
2 de junio de 2012
25 de mayo de 2012
11 de mayo de 2012
22 de abril de 2012
6 de abril de 2012
16 de marzo de 2012
24 de Febrero de 2012
27 de enero de 2012
30 de diciembre de 2011
16 de diciembre de 2011
25 de noviembre de 2011
11 de noviembre de 2011
21 de octubre de 2011
23 de septiembre de 2011
26 de agosto de 2011
05 de agosto de 2011
22 de julio de 2011
8 de julio de 2011
24 de junio de 2011
10 de junio de 2011
27 de mayo de 2011
13 de mayo de 2011
30 de noviembre de 2010
15 de noviembre de 2010
1 de octubre de 2010
17 de setiembre de 2010
3 de setiembre de 2010
20 de agosto de 2010
9 de julio de 2010
25 de junio de 2010
11 de junio de 2010
28 de mayo de 2010
14 de mayo de 2010
30 de abril de 2010
16 de abril de 2010
2 de abril de 2010
19 de marzo de 2010
5 de marzo de 2010
19 de febrero de 2010
22 de enero de 2010
8 de enero de 2010
25 de diciembre de 2009
11 de diciembre de 2009
27 de Noviembre de 2009
13 de noviembre de 2009
30 de octubre de 2009
16 de octubre de 2009
2 de octubre de 2009
18 de setiembre de 2009
4 de setiembre de 2009
21 de agosto de 2009
7 de agosto de 2009
24 de julio de 2009
10 de julio de 2009
26 de junio de 2009
12 de junio de 2009
29 de mayo de 2009
15 de mayo de 2009
1 de mayo de 2009
17 de abril de 2009
3 de abril de 2009
13 de marzo de 2009
27 de febrero de 2009
13 de febrero de 2009
30 de enero de 2009
19 de diciembre de 2008
12 de diciembre de 2008
5 de diciembre de 2008
21 de noviembre de 2008
14 de noviembre de 2008
7 de noviembre de 2008
31 de octubre de 2008
24 de octubre de 2008
17 de octubre de 2008
26 de setiembre de 2008
19 de setiembre de 2008
12 de setiembre de 2008
5 de setiembre de 2008
29 de agosto de 2008
15 de agosto de 2008
8 de agosto de 2008
1 de agosto de 2008
25 de julio de 2008
18 de julio de 2008
4 de julio de 2008
27 de junio de 2008
20 de junio de 2008
6 de junio de 2008
30 de mayo de 2008
23 de mayo de 2008
16 de mayo de 2008
9 de mayo de 2008
2 de mayo de 2008
18 de abril de 2008
11 de abril de 2008
4 de abril de 2008
28 de marzo de 2009
21 de marzo de 2008
14 de marzo de 2008
7 de marzo de 2008
22 de febrero de 2008
15 de febrero de 2008
8 de febrero de 2008
1 de febrero de 2008
18 de enero de 2008
11 de enero de 2008
4 de enero de 2008
21 de diciembre de 2007
14 de diciembre de 2007
7 de diciembre 2007
30 de noviembre de 2007
23 de noviembre de 2007
16 de noviembre de 2007
9 de noviembre de 2007
2 de noiembre de 2007
26 de octubre de 2007
19 de octubre de 2007
12 de octubre de 2007
28 de setiembre de 2007
21 de setiembre de 2007
7 de Setiembre de 2007
31 de Agosto de 2007
24 de agosto de 2007
17 de agosto de 2007
3 de agosto de 2007
27 de julio de 2007
20 de julio de 2007
13 de julio de 2007
6 de julio de 2007
29 de junio de 2007
15 de junio de 2007
8 de junio de 2008
1 de junio de 2007
25 de mayo de 2007
18 de mayo de 2007
11 de mayo de 2007

© 2018 Mundo Israelita