Inicio
 
Un Auto-Odio presuntamente respetable Imprimir E-Mail
martes, 29 de septiembre de 2009
Por Itzik Stein
Un fantasma se cierne sobre las calles judías, es el fantasma del sionismo. A su paso salen a cruzarlo los adalides del judaísmo religioso, los oportunos defensores del que dirán, los eternos caudillos del “yo no fui, fueron ellos”.

Justo es reconocer que el fenómeno no es nuevo. Que la idea de Israel como tierra del pueblo judío siempre tuvo detractores y oponentes. Ya el bíblico Moisés en más de una oportunidad tuvo que convencer a sus congéneres que debían retornar a la tierra de sus antecesores. Que el río de la libertad pasaba por el desierto y desembocaba en una tierra que alguna vez le fue prometida a un antepasado común. Para persuadirlos de establecerse en ella él, que nunca había visto ni vio jamás esa tierra, idealizo esa porción del planeta proclamando que allí fluía leche y miel.


Podemos distinguir tres tipos de judíos que se oponen al sionismo.

Los mas perseverantes forman parte de lo que se conoce como la ortodoxia judía. Específicamente se trata de dos grupos principales: Naturei Karta y  Satmar.

Los Naturei Karta, un movimiento surgido en 1935, basan su oposición argumentando que los judíos fueron expulsados de la tierra de Israel por los pecados cometidos y por lo tanto la existencia misma del Estado de Israel es una afrenta a la voluntad divina. Sostiene además que a los judíos los protege el estudio de los textos sagrados y no los organismos estatales.

Los miembros de la secta Satmar son judíos ortodoxos originalmente oriundos de Hungría y Rumania que se fueron dispersando por el todo el mundo asentándose especialmente en USA e Israel Su oposición al sionismo se basa en una contienda talmúdica referida a la interpretación de un versículo bíblico que se repite tres veces (Cantar de los Cantares 2/7, 3/5, 8/4) por el  cual entienden que los judíos no deben emigrar en masa a Israel. Según los miembros de Satmar le compete a  Dios indicar cuando será el tiempo de reestablecer el reino judío en tierra de Israel.

El rabino mas prominente de esta comunidad fue Joel Teitelbaum (1877-1979). En 1944,  fue acompañado por guardias nazis desde Bergen Belsen para que llegase sano y salvo a Suiza en 1944 y desde allí emigrase a Israel entonces ocupada por los británicos.

Teitelbaum se radicó en USA en 1946 y desde Brooklyn organizó un movimiento que llegó a nuclear decenas de miles de fieles. Para Joel Teitelbaum todas las desgracias que cayeron sobre los judíos durante el siglo XX, incluso el Holocausto, se debieron a la ira celestial por el surgimiento del sionismo.

Su sobrino y sucesor, Moisés Teitelbaum, continuó con la línea antisionista. Cuando en 1944 viajó a Israel para inaugurar un centro en homenaje a su tío, rechazó la oferta de la compañía de aviación israelí y junto con 2.000 acólitos arrendaron 5 aviones Jumbo, contrataron guardias de seguridad y celulares que no tenían nada que ver con empresas israelíes. Los Teitelbaum que aceptaron la ayuda de los nazis rechazaron la de sus correligionarios.

El antisionismo del judío secular abreva de otras fuentes. El antisionista laico cuestiona de raíz la legitimidad de la existencia de un Estado judío

A diferencia de los judíos ortodoxos que, como vimos, fundan su oposición en  la violación de una orden divina los judíos antisionistas seculares consideran que la ilegitimidad deviene del hecho de haber usurpado una tierra que le pertenecía a otro pueblo: el árabe palestino. Esta ocupación respondió a los intereses de las potencias coloniales y se realizó con su anuencia. A sabiendas o no entonces los sionistas formaron parte de un sistema destinado a imponer el orden occidental en esa región del Medio Oriente. Los sionistas pasaron a ser gendarmes coloniales, el sionismo una derivación del imperialismo, el estado judío la moneda de cambio por los crímenes cometidos por las mismas potencias. De esta manera los antisionistas no niegan el Holocausto pero desde su perspectiva consideran que los judíos se sirvieron de él para lograr sus fines. Es decir las victimas del genocidio nazi no sólo fueron los judíos sino los pisoteados derechos de los árabes palestinos.

Tanto el antisionismo de los judíos ortodoxos como el de estos seculares es corolario de una concepción anterior que subyace en ambas concepciones. Para ambos, los judíos no forman parte de un pueblo con derecho a regir  su destino sino que integran una comunidad que debe seguir los dictados de una interpretación o de una autoridad que les permita practicar sus costumbres, desarrollar su cultura, en lugares tales como Birobidjan o guetos como el de Varsovia.

Mientras que el sionismo se hace cargo de la historia judía, a los antisionistas les perturba justamente la historicidad del pueblo.

El judío antisionista secular hace mas hincapié en su costado antisionista que en su judeidad a tal punto que pareciera ser que precisamente es su antisionismo lo que define su condición de judío. Identidad desde la que se jactan para negar la existencia del Estado judío Nostálgico y condenado a aceptar como quimérica la idea de la  desaparición de las nacionalidades reivindica para sí el derecho a plantear la destrucción de una única  nación en el  globo

Porque despojado de esta idea  y de las creencias religiosas con las que no comulga, el único vestigio de judaísmo que le queda es el apellido, un antepasado, una historia que se diluye en el presente y se proyecta difuminada. Este judío no niega su judaísmo pero no tiene qué transmitir, y la transmisión es un vector fundamental en el judaísmo

Reconocer el vínculo intrínseco entre el pueblo judío y la tierra de Israel no implica de ninguna manera avalar todas las políticas del Estado judío. No se trata de un cheque en blanco que el pueblo le firma a los gobernantes. Por eso, la meta del antisionista, de destruir un Estado, no es una doctrina, ni siquiera una idea, es una infamia

Para muchos, esta ignominia es sencillamente utópica pero a la vez la existencia del estado judío es confrontativa, molesta, vergonzante. Es por eso que surgió un nuevo tipo de combatiente, el judío no-sionista.

Judíos que necesitan aclarar lo que no son porque temen que los confundan. Porque quieren conservar una supuesta pulcritud, manos limpias sin pagar costos. Para ellos, Israel no combate contra el terrorismo sino que masacra inocentes. La siempre triste penosa, dolorosa y penetrante muerte de un palestino es mas significativa que una matanza en algún lugar de África o de Asia.

Eternamente en el limbo, juegan con lo que no son. Indefinidos, borrosos salen a enfrentar el fantasma del sionismo con redes invisibles, proclamas altisonantes y frases vacías. Gestos ampulosos dirigidos a quienes están fuera de la comunidad judía. Como para exculparse, a la espera que pase el vendaval que los sitúa en el ojo de la tormenta y así  regresar a su tranquila cotidianeidad

Para los asionistas, Israel no es intrascendente sino que es una entidad que les recuerda quiénes son cuando precisamente quisieran olvidarse de lo que son

Pero el viento sigue soplando y cuando se acallen las voces y tambores guerreros, cuando un Estado palestino surja al lado del de Israel, ellos que como los antisionistas seculares desaparecerán. Solo quedarán los religiosos que no tendrán mas espectadores que los libros de una biblioteca.
 
< Anterior   Siguiente >

Ediciones

Edicion 4524
9 de mayo de 2014
22 de febrero de 2013
31 de agosto de 2012
14 de agosto de 2012
10 de agosto de 2012
31 de julio de 102
13 de julio de 2012
20 de junio de 2012
2 de junio de 2012
25 de mayo de 2012
11 de mayo de 2012
22 de abril de 2012
6 de abril de 2012
16 de marzo de 2012
24 de Febrero de 2012
27 de enero de 2012
30 de diciembre de 2011
16 de diciembre de 2011
25 de noviembre de 2011
11 de noviembre de 2011
21 de octubre de 2011
23 de septiembre de 2011
26 de agosto de 2011
05 de agosto de 2011
22 de julio de 2011
8 de julio de 2011
24 de junio de 2011
10 de junio de 2011
27 de mayo de 2011
13 de mayo de 2011
30 de noviembre de 2010
15 de noviembre de 2010
1 de octubre de 2010
17 de setiembre de 2010
3 de setiembre de 2010
20 de agosto de 2010
9 de julio de 2010
25 de junio de 2010
11 de junio de 2010
28 de mayo de 2010
14 de mayo de 2010
30 de abril de 2010
16 de abril de 2010
2 de abril de 2010
19 de marzo de 2010
5 de marzo de 2010
19 de febrero de 2010
22 de enero de 2010
8 de enero de 2010
25 de diciembre de 2009
11 de diciembre de 2009
27 de Noviembre de 2009
13 de noviembre de 2009
30 de octubre de 2009
16 de octubre de 2009
2 de octubre de 2009
18 de setiembre de 2009
4 de setiembre de 2009
21 de agosto de 2009
7 de agosto de 2009
24 de julio de 2009
10 de julio de 2009
26 de junio de 2009
12 de junio de 2009
29 de mayo de 2009
15 de mayo de 2009
1 de mayo de 2009
17 de abril de 2009
3 de abril de 2009
13 de marzo de 2009
27 de febrero de 2009
13 de febrero de 2009
30 de enero de 2009
19 de diciembre de 2008
12 de diciembre de 2008
5 de diciembre de 2008
21 de noviembre de 2008
14 de noviembre de 2008
7 de noviembre de 2008
31 de octubre de 2008
24 de octubre de 2008
17 de octubre de 2008
26 de setiembre de 2008
19 de setiembre de 2008
12 de setiembre de 2008
5 de setiembre de 2008
29 de agosto de 2008
15 de agosto de 2008
8 de agosto de 2008
1 de agosto de 2008
25 de julio de 2008
18 de julio de 2008
4 de julio de 2008
27 de junio de 2008
20 de junio de 2008
6 de junio de 2008
30 de mayo de 2008
23 de mayo de 2008
16 de mayo de 2008
9 de mayo de 2008
2 de mayo de 2008
18 de abril de 2008
11 de abril de 2008
4 de abril de 2008
28 de marzo de 2009
21 de marzo de 2008
14 de marzo de 2008
7 de marzo de 2008
22 de febrero de 2008
15 de febrero de 2008
8 de febrero de 2008
1 de febrero de 2008
18 de enero de 2008
11 de enero de 2008
4 de enero de 2008
21 de diciembre de 2007
14 de diciembre de 2007
7 de diciembre 2007
30 de noviembre de 2007
23 de noviembre de 2007
16 de noviembre de 2007
9 de noviembre de 2007
2 de noiembre de 2007
26 de octubre de 2007
19 de octubre de 2007
12 de octubre de 2007
28 de setiembre de 2007
21 de setiembre de 2007
7 de Setiembre de 2007
31 de Agosto de 2007
24 de agosto de 2007
17 de agosto de 2007
3 de agosto de 2007
27 de julio de 2007
20 de julio de 2007
13 de julio de 2007
6 de julio de 2007
29 de junio de 2007
15 de junio de 2007
8 de junio de 2008
1 de junio de 2007
25 de mayo de 2007
18 de mayo de 2007
11 de mayo de 2007

© 2018 Mundo Israelita